Síntomas y dianóstico de la Tendinitis Aquílea o del Tendón de Aquiles

El tendón de Aquiles es una de las zonas del cuerpo que con más frecuencia se lesiona. Esto ocurre por el uso constante que le generamos a esta parte del cuerpo.

¿Qué es?

La tendinitis de Aquiles se produce por una sobrecarga en el tendón de Aquiles, esto  por consecuencia ocasiona una contractura en la banda que se encarga de conectar los músculos de la pantorrilla con el hueso del talón.  Es una patología que frecuentemente ocurre en personas que están físicamente activas, principalmente en corredores. Es una lesión que no produce graves consecuencias, sin embargo es importante tratarla a tiempo para que no se originen consecuencias peores.

Causas de la tendinitis de Aquiles

Normalmente la tendinitis del Aquiles ocurre por someter el tendón de Aquiles a tensiones excesivas o repetitivas. Algunas de las actividades que influyen en que se produzca este tipo de tensiones son caminar en puntas, correr por periodos muy largos, saltar, entre otras.

Algunas características también pueden influir en la lesión del tendón de Aquiles son la edad, el sexo, el tipo de entrenamiento que practica el paciente, afecciones previas o el uso de ciertos medicamentos.

Síntomas de la tendinitis de Aquiles

La tendinitis aquílea se caracteriza por:

  • Dolor en la zona posterior de la pantorrilla o cercano al tobillo (el dolor aumenta luego de correr o caminar largos trayectos).
  • Rigidez por las mañanas.
  • Hinchazón e inflamación (estos síntomas no se presentan en todos los casos).

Tratamiento en fisioterapia

En FisioClinics Palma a todos nuestros clientes previamente se les realiza una evaluación general para conocer la patología que presenta. En la lesión de tendinitis Aquilea aplicamos:

  • TENS (corriente analgésica)
  • Termoterapia o crioterapia.
  • Estiramientos de toda la musculatura implicada (pantorrilla y pie)
  • Masaje en la zona que se pueda encontrar contracturada.
  • Programación de ejercicios de fortalecimiento para los grupos musculares implicados.

Cuando el dolor mejora y la tensión disminuye en la zona enseñaremos a nuestros pacientes como incluir progresivamente a sus actividades diarias.

Formulario de contacto

Rellena este formulario para pedir cita o consultar cualquier duda

Más especialidades de FisioClinics